miércoles, 20 de octubre de 2010

Caldini y Di Tella proponen un documental en vivo


El documentalista Andrés Di Tella y el cineasta experimental Claudio Caldini realizarán el próximo miércoles a las 21.30 en la Sala Leopoldo Lugones del San Martín una performance cinematográfica que definieron como una especie de documental en vivo a partir de una proyección múltiple con cinco proyectores sobre una misma pantalla y editando el material en vivo.

La experiencia es una de las actividades que propone la muestra de cine documental DocBsAs y forma parte de "un proyecto múltiple y mutante" entre los dos cineastas, que incluye también un libro y una película dirigida por Di Tella sobre Caldini.

Los materiales que formarán parte de la performance que se verán en una de las salas del complejo sito en avenida Corrientes 1530, están compuestos por películas realizadas por Caldini en la India, fragmentos del filme sobre Caldini que realiza Di Tella, fotografías familiares, lecturas, grabaciones e intervenciones musicales.

"La idea de la performance surgió como una parte integradora del proyecto; es una proyección múltiple que yo llamo cine expandido", asegura Caldini a Télam.

Emblema del cine experimental argentino vinculado a las vanguardias del 60 y del 70, Caldini señala que "la presencia del cineasta poniendo la voz y el cuerpo, manejando cinco proyectores a la vez, interactuando con músicos o haciendo música y editando en vivo es una forma de sacar al cine de su entierro muerto y alejado del espectador" y de revitalizar también al cine experimental que, en muchos casos, "parece haber quedado restringido a un registro único".

"Lo interesante de Claudio -destaca Di Tella- es que él proyecta originales en super 8, películas que no son copias y que se van deteriorando cada vez que se pasan; esto además da la posibilidad de apreciar la materialidad de la proyección fílmica, un hecho cada vez más inusual".

El realizador de "La Televisión y yo" y "Fotografías", una película sobre la India y su madre, Tamara Di Tella, destaca que la performance "tiene algo de teatro de operaciones, donde el operador sale a escena y se produce una especie de actuación en vivo".

De hecho, si bien hay una batería de materiales dispuestos a ser proyectados en cada una de estas performances, sus tiempos de duración, sus combinatorias y sus narrativas son cosas que el operador va decidiendo en el momento en una suerte de edición on line, que es una suerte de tendencia mundial del cine experimental.

Refiriéndose a este tópico, Caldini consigna que "lo que hace 20 años se llamaba cine experimental quedó también encasillado en un registro único de museos y salas de cine" y que "la proyección múltiple tiende a sacar al cine de la sala de cine, de modo tal que desaparezca la idea de la percepción de un objeto único y terminado".

Haciendo una historia de la relación que lo une a Caldini, con quien se reencontró dos años atrás, Di Tella evoca que "la primera vez que participé de una filmación fue con él y yo estaba todavía en el colegio".

"Era una performance de Marta Minujin, ella se enterraba, yo tiraba la tierra y él (por Caldini) filmaba. Esto fue en 1976", recuerda.

"Volver a encontrarme con Claudio también fue recuperar una parte un poco perdida de mi propia vida y de mi relación con el cine, porque yo en un momento también me enfoqué en el cine experimental pero luego me volqué a un cine más clásico o narrativo dejando de lado esta faceta que ahora puedo volver a integrar", comenta Di Tella.

Director del Princeton Documentary Festival, de la Universidad de Princeton, Estados Unidos, y primer director del Bafici, Di Tella agrega que "la relación con él me permitió volver a descubrir la capacidad de la imagen. En esta película estoy confiando más en el misterio y el poder de la imagen para contar una historia por sí misma".

Por su parte, Caldini apunta que lo interesante de todo el proyecto que desarrolla junto con Di Tella y que incluye además de esta performance una película y un libro "es el encuentro de tres personas que desarrollan tres formas artísticas muy distintas pero que convergen sus miradas en una aproximación común que es la intimidad".

Caldini habla de él, de Di Tella y del fotógrafo Guillermo Ueno, que se sumó en la película como director de fotografía.

"El otro tema que está presente en este proyecto -indica- es el de la biografía y la autobiografía, hay cuestiones en relación con la historia de Claudio y sus búsquedas y también cosas en relación con mi propia historia y lo que se produce, en definitiva, es un diálogo de miradas y percepciones de dos artistas".


4 comentarios:

mouján dijo...

ey, como van a poner que tu mama es Tamara Di Tella?
No vieron 'Fotografias'!?
Veo que tambien participa Ueno, que bien!
Les deseo lo mejor, pero por mi bien espero que no se agoten las entradas! Besos , MM

Ale R. dijo...

Mientras me muero de impaciencia por mañana,( ya saqué entrada) le hice un ejercicio homenaje a Claudio en el blog tallerlaotra.blogspot.
Nos veremos mañana
mucha merde y celuloide!
abrazos
ale

Sasa dijo...

muy genial, tan perfomatico. mil ganas de verla. ojala que queden entradas. xxx
c

Gisela V. Chicolino dijo...

yo voy!