sábado, 20 de junio de 2009

Correspondencia 2

Fotografías del archivo de Juan Sebastián Morgado:

Hola Andrés:
Cuando mi padre falleció en El Bolsón en 1997, traje para Buenos Aires el material que él había escrito, libros, decenas de cintas grabadas con conferencias de Swamis... en fin, muestras de toda una vida dedicada a la vedanta. Habiéndome apartado de esa religión desde los 20 años, me interesó leer especialmente todo lo que hubiera sobre Adelina. Por eso puedo mandarte este material. Por supuesto, queda a tu criterio publicar lo que creas conveniente; lo que quede afuera podrá ser para otra oportunidad, ya estoy seguro que hay más datos interesantes.
Chau
Juan


Mis padres en Atlántida, Uruguay, marzo 1947. Me llevaron allí siendo bebé.

Dedicatoria de mi padre a mi madre en un libro sobre Beethoven, presumiblemente cuando se ponen de novios.

Uno de varios scans de los diarios de las dos primeras semanas de octubre de 1945, con las noticias sobre los acontecimientos en las universidades, detención de estudiantes, etc.

Libreta de Enrolamiento de mi padre, obtenida en 1949 por nacionalización.

Cuadro de Arnolfo Testi, de cuando yo tenía aproximadamente seis años.

Mis padres y yo en el Ashrama, aproximadamente 1957.

Edgardo Lema y yo en el Ashrama, aproximadamente 1957 (Edgardo es hijo de un matrimonio que también concurría los domingos).

Templo del Ashrama, aproximadamente en 1971. Tanto las esculturas como los cuadros son de Arnolfo Testi.

Grupo del Ashrama de 1971. Algunos vivían en la misión, otros concurrían los domingos. De izquierda a derecha: Mónica "La Condesa", ¿?, Vijoyananda, Celia, María Elena "La Gallega", ¿?, y mi padre. Con "¿?" indico a dos aspirantes brasileños. Mónica y María Elena eran las "amas de casa".

Vijoyananda en el pasillo de entrada a la casa, aproximadamente 1970.

Mi padre y una vecina, El Bolsón, aproximadamente 1993.

Regalo de las Obras Completas de Güiraldes que me hizo Adelina del Carril en 1963, firmándome el ejemplar.

Carta de Vijoyananda a mi padre, 1946.

Carta de Vijoyananda a mí, 1953.

Conferencia de Vijoyananda en el Ashrama de Bella Vista, transcriptas a máquina por mi padre, en las que se menciona a Adelina del Carril.

Hacer clic en las fotos para ampliar.

18 comentarios:

Anónimo dijo...

Juan Sebastián Morgado escribió...
Hoy a las 18:24
Muy buena la compaginación del material, que te agradezco mucho! Recién hoy pude ver Fotografías en forma completa. Es una historia impresionante! Para ¨atar¨ mis recuerdos, necesitaría saber en qué fecha trajo Adelina a Ramu a Buenos Aires; ¿la conocés?
Me quedó una sensación amarga cuando escuché hablar a Ramu sobre Adelina; me parece que él habla bastante despectivamente, aunque quizás sea sólo mi sensación...
Seguimos en contacto.
Un abrazo
Juan

Fotografías dijo...

Juan: me alegra que te haya parecido bien la compaginación, que hice con cariño y respeto por la confianza otorgada. Mañana o pasado cuelgo lo de las conferencias.

En este momento, no recuerdo exactamente la fecha en que Adelina trajo a Ramu a la Argentina. Hubiera dicho 1952, pero leyendo una de las páginas scaneadas que me mandaste, de la conferencia del swami pronunciada el 5 de diciembre de 1951, veo que tu padre anota: "Siguió diciendo el Swami que hoy había llegado de la India la Sra. Adelina de Güiraldes".

Documentos!


Respecto de lo que Rama dice de Adelina, no me parece nada despectivo, todo lo contrario, hay un gran amor de por medio. Sólo que Rama, como casi siempre, es muy irónico, especialmente cuando habla de sus propias emociones. En todo caso, como en toda relación hijo-madre (o hijo-padre) --porque de eso se trataba básicamente entre "Mamita" y Rama-- hay contradicciones, ¿no?

En cualquier momento va a aparecer por el blog José Rivarola, a quien habrás conocido por la película, que es probablemente quien mejor conoce en el mundo la historia de Rama ya que está escribiendo un libro sobre todo el asunto.

Anónimo dijo...

Perdón que interrumpa, pero creo que es notable el amor de rama por esa madre desesperada (como la mayoría) la cual no podía estar tranquila sin verlo, sigo esperando el libro de Rivarola...
Será este el año?...

un abrazo.

Miguel.

Fotografías dijo...

Ninguna interrupción, Miguel, y estoy totalmente de acuerdo con vos. Lo cual no quita que la desesperación de una "madre" puede también llegar a ser sofocante para el "hijo"...

Y no sos el único que espera con ansiedad el libro de Rivarola. Por lo menos, somos dos.

saludos

A

Anónimo dijo...

Juan Sebastián Morgado escribió...
Hola Andrés:
Esta foto (Casita molino) aparece en la historia, pero no te la mandé yo. ¿Cómo llegó a tus manos? Observándola bien, reconozco el atelier de Testi!!
Un abrazo
Juan

Fotografías dijo...

Juan: no hay misterio (desgraciadamente), la foto del ashrama la levanté de la web del ramakrishna...

http://www.ramakrishna.org.ar/ashrama/comunidad.htm

Abrazo

Andrés

Anónimo dijo...

Juan Sebastián Morgado escribió...
Hola Andrés:
Sí, se me había pasado porque en el link tiene un tamaño chico. Pero la construcción está igual, sólo con ventanas nuevas. En aquella época el campo de alrededor era totalmente agreste, con pasto my alto.
Me alegra muchísimo saber que Rivarola (Qué personaje!) escribirá un libro sobre la historia de Adelina y Ramu. Por supuesto, si cree que le puedo ser útil en algo, decile que me escriba. El episodio de las dos cajas de 1m cúbico cada una que dejó en mi casa de Bella Vista, podría ser interesante. Calculo que tiene que haberlos dejado alrededor de 1970. Recuerdo bien que en marzo o abril de 1972 Ramu y su señora fueron allá a hablar con mi padre, supongo que para retirar las cajas. Yo estaba recién casado, ya vivía en la ciudad, y coincidí ese domingo de casualidad, junto con mi señora.
Un abrazo
Juan

Anónimo dijo...

José Rivarola escribió...
Hola Andrés
nuestros agujeros negros en la correspondencia no tienen importancia ya que el tiempo juega en el banquillo, termino futbolero español, o sea de suplente.

uauuuuuuuu ufffffff!!!!!!!!!!!! ¡¡que fuerte!! el testimonio de Juan Sebastian, y las sorpresas que todavía nos va a deparar ese cañonazo de película que hiciste cuyas consecuencias siguen siendo imprevisibles.

Yo a este hombre quiero encontralo cuando vaya para Bs As

¿ese nuevo gurú habrá sido el mismo con el que me peleé por teléfono?

y que buena historia para gregar a "Madame Mamita" sobre las reuniones de los vagos con whisky, y el swami Vijoyananda diciéndole que le de a él el dinero de los gastos (papas fritas, quesitos, botellas de whiky)

Andrés, en el libro que ya esta terminado y lo están corrigiendo a medias, hay un reportaje que yo hago en ese ashrram de Bella Vista a dos viejas que conocieron a Adelina y a Rama en esa época. Es divertido, si quieres te lo envío para coincidir con estas insólitas correspondencias.

un abrazo fuerte
José

Fotografías dijo...

Mirá José: ¡ya somos tres que estamos esperando el libro! ¡El público lector previsto se ha triplicado! ¿Para cuándo?

La historia de las veladas con whisky no lo deja muy bien parado al viejo Swami y menos aún al botonazo de "Carlos" que comenta "¿Y a dónde van a ir?"

¿Y cuándo te tendremos por aqui?

Fotografías dijo...

Juan Sebastián: si supieras las veces que José y yo hemos oído hablar de aquellas legendarias "cajas" de Rama con los papeles de Güiraldes...

De hecho, con su muerte calculo que nunca sabremos qué pasó con ellas, no sé si la familia tiene noticias, si se quemó todo en el incendio de la cabaña de Epuyén, si quedaron en Chile...

Versiones de versiones. Misterio sobre misterio.

Jose Rivarola dijo...

Juan y Andrés, esto de los blog es alucinante; me da la sensación de que acabo de llegar al café y me siento a la mesa con ustedes, y no pido una quilmes porque no me gusta, pido una Brahma. Bueno… Publicidad aparte, parece que hay una buena porción de cajas que Rama distribuía por diversas casas. Me acuerdo que en Epuyen me habló de otras cajas que dejo en Chile, y si bien recuerdas Andrés, aquella noche cuando estuvimos en su choza de Epuyen y lo filmaste, nos mostró tres cajas que había traído de Trevelin. En ellas había escritos de Mamita con esa enorme carta verde, y yo digo tan verde como sus ojos verdes que tanto impresionarnos los que la han conocido. Y en una de esas cajas había fotos inéditas del viaje que hizo en 1917 Ricardo Guiraldes con Adelina y la pareja de “petisos” Garaño por la costa del Pacifico hacia Jamaica. Viaje que por cierto inspiró a Guiraldes para escribir Xaimaca. Algunas de esas fotos aparecen en la peli “Fotografías”

Juan, Rama no solo hablaba maravillas de Adelina sino que con buen espíritu indio la veneraba. Le oí decir más de una vez que mamita era como la Sarada Devi , compañera de Ramakrishna . A mí, a veces, me parecía demasiado, pero lo entendía después de haber vivido tantas veces en ese país. Por otra el libro está terminado, y me alaga que lo estés esperando con ansiedad, y como bien dice Andrés, contigo son dos, y ya es mucho. Yo no tengo ningún problema que salga cuando lo termine de corregir, su parición depende del editor que se atreva a publicarlo.
Abrazo y muy buena la cerveza

jose dijo...

Otra cosa, Adelina lleva a Rama a la Argentina en el verano de 1951.

fe de erratas: por escribir rápido sin corregir la dislexia digital: es letra "verde" la de Adelina, y no "carta" y que tanto "impresionaron" a los que la han conocido.

Fotografías dijo...

Es verdad, José, que este asunto del blog a veces te da sorpresas. A mí me ha hecho perder algo de tiempo, tal vez. Pero tengo que decir que no hubiera escrito un montón de cosas que escribí este año (squé de aqui un libro entero, por lo menos) si no fuera por el blog. Y la carta de Juan Sebastián probablemente hubiera quedado en eso, una carta motivada por la película, que yo agradecía, punto. Pero al tener donde colagar las fotos, etc, se convirtió en otra cosa, y al recibir los comentarios de José Rivarola, Miguel Antín y algún otro, toma otra dimensión más. Y lo que anotó el papá de Juan Sebastián en el ashram de Bella Vista hace medio siglo de pronto, finalmente, adquiere un sentido inimaginable y termina en el libro de José...

Y el asunto no se acaba acá, eso es seguro.

Fotografías dijo...

José: respecto de las anotaciones del papá de Juan Sebastián, hay una, muy contundente en cuanto a su valor documental/informativo, que menciono más arriba y reitero aqui:

el 5 de diciembre de 1951, veo que tu padre anota: "Siguió diciendo el Swami que hoy había llegado de la India la Sra. Adelina de Güiraldes".

Te mando por email el scan (que no publiqué para no abusar).

Cuando decís "el verano de 1951", se trata sí de "fines de 1951".

un detalle que sólo puede importarle a un documentalista como yo, en fin...

Fotografías dijo...

Y las cajas, claro que recuerdo esas cajas y aquellas fotografías que, según Rama, había que traer expertos para "restaurar y archivar". Me pregunto qué habrá sido de ellas. Y las otras cajas...

Pero yo la película ya la terminé...

jose dijo...

Exactamente en diciembre de 1951 Rama y Adelina aterrizan en Ezeiza.
Rama se queja del calor.

En el viaje de Ezeiza a la cuidad Rama ve enormes carteles de una pareja sonriente que se repiten por toda la carrtera.

RAMA: ¿Mamita esos son Shiva y Parvati?

MAMITA: no nene, lee bien, para que te enseñe a leer, ahi dice "Peron cumple, Evita dignifica"

Fotografías dijo...

Shiva cumple, Parvati dignifica... ¡genial!

Anónimo dijo...

Hi Everybody! I'm from London but am living in Berlin at the moment.
Gotta love this site!


____________________________________
[url=http://stephetteh.wordpress.com/]Barrater is my life[/url]